Lo más importante en un safari: El guía

mancho1-061Hagai Kissila – Tanzania 2007

Por muchos post que escriba dando consejos y recomendaciones sobre safaris fotográficos, todo esto quedaría incompleto sin hablar de la figura más importante de un safari, el elemento sobre el cual depende el 80% del éxito de un safari: El guía.

Un buen guía es importante en cualquier tipo de viaje, pero en un safari fotográfico lo es aún más y por numerosas razones. Vamos a enumerarlas, así como las virtudes que a mi parecer ha de tener un buen guía.

Confianza. Un safari se realiza en, a priori, un territorio hostil para el turista. No olvidemos que se visitan países tercermundistas, en cuyas calles y pueblos normalmente uno no se siente confiado y a gusto por ser completamente distinto al ámbito en el que solemos movernos. Por eso mismo el guía será quien nos de la confianza necesaria para sentirnos a gusto en todo momento.

Habla local. Unida a la confianza, que un guía domine varias lenguas, incluidas algunas locales además del inglés da confianza al turista, ya que no se siente tan aislado respecto de la gente local. Además tenerle de traductor nos dará la oportunidad de entablar conversaciones con gente de las etnias locales, una experiencia que puede ser de las más enriquecedoras de nuestro viaje.

Visión. Los buenos guías tienen un ojo excepcional para avistar animales. Este ojo lo va reforzando la experiencia, si son buenos conocedores de la fauna local, conocen sus querencias y hábitos y deben localizar de un solo vistazo los animales. Si un turista entra en un Parque con un coche alquilado o en un coche particular, no vería ni la mitad de los animales que pudiera ver con un guía experto. Por muchos conocimientos que tenga sobre la fauna, no servirá de nada si no es capaz de encontrar animales.

91-a22Niurdu – Tanzania 2004. Foto: Pedro Fernández

Conocimiento. Además de tener buena visión, ha de tener buenos conocimientos sobre fauna, flora y avifauna. Conocer bien las especies, los nombres, los hábitos y costumbres de tal manera que haga el safari más ameno a los clientes y que estos puedan aprender mucho durante su safari. Además ha de tener buenos conocimientos sobre su cultura, las distintas tribus y etnias del país y la Historia de la zona que visitemos.

Simpatía. Durante un safari fotográfico se pasan muchas horas en un vehículo. Si nuestro guía es simpatico, se  muestra amable y nos atiende siempre con una sonrisa a nuestras preguntas y peticiones, tenemos mucho ganado. Esta es una profesión bastante vocacional, y se nota cuando el guía disfruta llevando un grupo. La experiencia le dará el don de gentes necesario para tratar con personas diferentes de culturas diferentes.Un guía con buen sentido del humor hará la estancia más agradable al grupo que un guía experto pero seco y antipático.

sacha-114El Gran Milton Siloma – Kenya 2006. Foto: Sacha Pañeda

Habilidades de conducción. También unido a la confianza, nos la ha de transmitir a la hora de conducir por las carreteras africanas, que nos haga sentir cómodos y a gusto, conduciendo de manera prudente y segura. También en los Parques, un conductor habilidoso y concentrado esquivará mejor los baches y hará el recorrido mucho más cómodo que alguien con quien estemos todo el día dando botes a toda velocidad. Además ha de respetar todas las normativas víales en las carreteras y ser escrupuloso con las normas de los Parques.

Profesionalidad. Un buen guía es el último en irse a dormir y el primero en levantarse. Ha de preocuparse por todos los detalles del grupo, por saber si han comido bien, si necesitan alguna otra cosa, etc. DEbe estar pendiente de ayudar a los clientes y hacer de su safari lo más agradable posible.  Ha de ocuparse también de que el vehículo esté en perfecto estado, revisar los niveles, el funcionamiento de motor, frenos, estado de las ruedas… y de que esté bien limpio a la hora de empezar el game drive. Un buen guía, además, se involucra y se debe mostrar resolutivo ante cualquier incidencia surgida durante el viaje.

201_0166Fred – Kenya 2006

Experiencia. Un guía con experiencia no duda a la hora de pillar un buen atajo, no se pierde por carreteras sin señalizar ni al volver al alojamiento tras el safari. Un guía experto se conoce al dedillo las pistas de los Parques Nacionales y Reservas en los que trabaja, se sabe orientar sin mapas ni gps y debe transmitir calma y seguridad al grupo. También esa experiencia le hará valorar si es seguro acercarse a un determinado animal o mejor mantener las distancias, sabrá colocar el coche de la mejor manera posible para que sus clientes obtengan la mejor foto y valorará la situación en caso de encontrarse con otros coches. Un buen guía no suele usar la radio para que otros le “chiven” dónde encontrar animales y vaya a tiro hecho, un buen guía busca sus propios animales y huye de las aglomeraciones de coches, le gusta el reto de buscar sus propios big five y que su cliente los disfrute sin tener más gente alrededor. Para ello suele salir de las vías principales y buscar por si mismo pistas poco frecuentadas en donde el cliente se sienta fuera de rutas turísticas.

Liderazgo. Pese a tener que complacer al cliente, el guía es el líder de cada safari y expedición. Él tiene la decisió de que ruta tomar, dónde parar o cuándo volver al campamento, aunque haga partícipe al cliente de muchas de estas decisiones. La experiencia del guía nos ha de dar confianza suficiente para confiar en él en caso de situaciones difíciles o inusuales.

201_0103Fred con los Miranda – Kenya 2006

Cenas y “protocolos”. Es muy posible que os sintáis tan a gusto con vuestro guía que deseéis estar con el en todo momento, e incluso que cene con vosotros todos los días. Pensar también que está trabajando y que también merece su descanso o algo de tiempo libre que pasar con sus colegas guías o relajándose hablando y cenando con el personal del hotel. Normalmente se juntan varios guías para cenar. Esto no quita para que alguna noche os acompañe, sobre todo en la última cena, para hacer un buen balance del safari.

Propinas. Las propinas nunca son parte del sueldo de un guía, las propinas hay que ganárselas y si el cliente considera oportuno gratificar al guía, ha de hacerlo sin obligación, por gusto y en reconocimiento de un sobre esfuerzo personal.

Tourleaders. El tourleader suele ser un personaje distinto al guía. Suele ir si el grupo es grande o se ha solicitado. Suele ser alguien de la misma organización del safari, que complementa al guía con sus conocimientos, traduciendo al castellano, etc. En la mayoría de las ocasiones el tourleader no es local, sino alguien de la misma nacionalidad de los viajeros. Se encarga de coordinar al grupo en todo el recorrido, ayudarle con los trámites, organizar actividades, etc.

Otros consejos: Los guías suelen ser muy simpáticos y profesionales, eso no quita para que hagáis un pequeño esfuerzo para romper el hielo y ganaros la confianza. Si hacéis una ruta completa con el mismo guía, seguro que llegaréis a intimar e incluso a forjar una amistad que durara mucho tiempo. Tener detalles con ellos, ofrecerles refrescos y bebidas al llegar a los lodges, siempre ofreciendo ponerlo en vuestra cuenta.  Mis guías son tan extraordinarios que años después siguen recibiendo felicitaciones de Navidad de antiguos clientes, regalos, fotos y cuando alguno ha venido a España ha tenido una agenda muy apretada tan solo con visitar a la gente que ha llevado de safari.

miltonmigration2Milton demostrando que buen guía vale por cuatro, delante de la migración. Kenya 2005

España no es un país con tradición de grandes viajeros. Llevamos poco tiempo viajando y en esto hay muchos países que nos sacan ventaja. Para los americanos, por ejemplo, es tan importante saber quién va a ser su guía o tourleader tanto como a qué hotel van a ir. Los guías de esta manera se van haciendo un nombre y un prestigio, y los hay que cobran hasta 450$ por día por acompañar a un grupo. Es una tradición que se inicia con los cazadores profesionales. Contar con una organización de safaris que tenga excelentes guías es importantísimo, ya que probablemente cuando volváis de vuestro safari, os acordaréis de los leones, de los masais, de los elefantes… pero sobre todo del guía que os enseñó todo aquello.

He tenido la suerte de conocer fantásticos guías y tourleaders: Milton, Hagai, Topo, Loïc Sintes, Luis Casanovas, Fred, Zebra, Niurdu, Charles, Patrick, Barnabas, Stanley, Simon, Alpha, David, Spike, Louis, Frik, Jaques, Tim… y tantos otros con los que ha sido una gozada compartir un poco de África con ellos, y de los que siempre hay tantísimo por aprender.

192_9280Milton Siloma dando una charla sobre niños masai en un colegio de Madrid – 2006

Anuncios

2 Responses to “Lo más importante en un safari: El guía”


  1. 1 jesus 22 diciembre, 2008 en 7:00 pm

    Buenas Tardes¡¡¡ Me voy a hace un safari de viaje de novios en junio por kenya vamos a visitar varias reservas me gustaria que me dierais consejos sobre la feha selecionada mejores compañias ya que voy con viaje organizado es decir que me explicarais como va lo de los safaris con viaje organizado. Hemos elegido este destino pq los dos somos grandes amantes de la naturaleza, cazadores nos encanta viajar.

  2. 2 Samanta 5 abril, 2009 en 5:34 pm

    Hola, este agosto tenemos planeado viajar a Kenia y Tanzania, de momento estamos trazando la ruta que no es coa fácil,pero he topado con ustedes y he leído en un foro de viaeros que tubieron una experiencia única gracia a su profesionalidad, a Milton el guia… Me gustaría saber si hacen rutas a medida o si las ofrecen ya montadas…los gastos que supone alojarse en basecampmara.
    Mi intención sería visitar Nairobi al llegar y pasar una noche, visitar Samburu (3 noches), Nakuru (2 noches), Masai Mara (4 noches), Amboseli (2 noches), Tarangire (2 noches),Manyara (3 noches), Serengeti (3 noches) y terminar descansando en Monbassa (2 noches). Serían unos 22 días pero ando repartiendo los días según veo que que es más interesante…
    Tengo algunas dudas: ¿desde Masai Mara se puede pasar al Serengeti o hay que llegar hasta Amboseli para pasar la frontera por allí? disculpen mi ignorancia!!
    Muchas gracias de todos modos, esto es muy emocionante!!!!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




LOGOweb

Archivos

© 2007-2016 Paco León. Las fotos y textos aquí publicados son del autor del blog salvo las especificamente citadas. Mis fotos se pueden copiar, distribuir y comunicar públicamente bajo las siguientes condiciones: Citar al autor y blog - No hacer uso Comercial - No modificar ni crear Obra Derivada. Los textos aquí publicados no se pueden copiar, distribuir o utilizar sin previo permiso del autor del blog. Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

De safari:

  • 609,424 huellas

Made on a mac


A %d blogueros les gusta esto: